CabeceraEgunon

Domingo, 11 de Noviembre de 2018
Núm 313/2018
Año XXXI

«La empresa, por sí sola, no puede ser la que arregle las pensiones» (Deia)

El secretario general de la organización empresarial vasca Cebek, Fran Azpiazu, analiza la situación económica en un momento en el que los diferentes presupuestos públicos para el próximo año incluyen diversas medidas recaudatorias que pueden afectar a la competitividad de las empresas. El representante de los empresarios vízcaínos se muestra «optimista» sobre la situación de la economía. «El año que viene se seguirá creciendo por encima del 2%», según todas las previsiones pero insta a que las medidas del Gobierno español para aumenta los ingresos del sistema, por ejemplo para paliar el déficit de las pensiones, no lastren la competitividad empresarial. «Yo soy optimista de cara a2019. No veo datos objetivos para pensar en otra cosa», señala Fran Azpiazu.

El buen hacer de la empresa vasca redobla el interés de los compradores extranjeros (Diario Vasco)

Euskadi vive en los últimos años un casi siempre silencioso rosario de operaciones de compra –total o parcial– de empresas locales por parte de dinero extranjero. Los protagonistas acostumbran a ser, del lado vendedor, firmas saneadas e innovadoras que han sorteado la crisis con holgura y que a ojos de esos inversores foráneos lucen como ‘peritas en dulce’, y del comprador, tanto fondos de inversión o de capital riesgo –de los ‘buenos’, no aquellos buitres que sobrevolaban España a diario en plena recesión– como otras empresas o, como se conoce en el sector, industriales. La realidad está ahí, tan presente como innegable, y Gipuzkoa y sus empresas han protagonizado numerosos ejemplos en los últimos tiempos; los más recientes, la adquisición el mes pasado de i68 por parte del gigante italiano del ‘software’ Zucchetti o la venta del negocio de telecontrol de Ikusi a la multinacional danesa Danfoss.

Cualquier escenario antes que sus cuentas (El Mundo)

Nadie quiere los Presupuestos Generales del Estado (PGE) del Gobierno de Pedro Sánchez. Empresarios y economistas coinciden en que la peor noticia para la economía española sería la aprobación de las cuentas que ha elaborado este Ejecutivo, pactadas con Podemos, y ante esta posibilidad plantean dos alternativas que consideran mucho más beneficiosas para la economía. Una posibilidad, la más lógica, es la convocatoria de unas elecciones anticipadas en las que se forme un Gobierno que pueda elaborar y aprobar unos nuevos PGE, que es precisamente lo que pide la oposición dado el actual bloqueo parlamentario.

Inquietud ante la gran campaña del consumo (El Mundo)

La ralentización del consumo en los últimos meses y la incertidumbre por las medidas económicas del Gobierno ha provocado inquietud en el comercio, que teme un posible bajón en el consumo estas Navidades. Empresarios y comerciantes temen que la desaceleración que se aprecia desde hace unos meses se haga palpable también en esta época, que es precisamente cuando se concentra la mayor parte de las ventas del año. Todos los indicadores económicos llevan a pensar que no será tan boyante como en los últimos años: la confianza del consumidor lleva meses cayendo y las ventas del comercio minorista llevan un año irregular y acusaron en septiembre su mayor caída desde 2017.

Bajas posibilidades de que la Justicia europea permita recuperar el impuesto de las hipotecas (Correo, Diario Vasco)

«La guerra no ha terminado, nos veremos en el Tribunal de Justicia de la UE». Ese fue más o menos el mensaje que lanzaron las asociaciones de consumidores tras conocer la polémica resolución del Supremo, que rectificaba su cambio de criterio y volvía a cargar el impuesto de las hipotecas en el prestatario. Un día después, aprovechando la indignación popular, el Gobierno de Sánchez se marcó el tanto de anunciar una reforma legislativa para atribuir el gravamen a la banca. Pero la modificación solo se aplica de ahora en adelante. No tiene efectos retroactivos. Para poder reclamar lo que ya se ha pagado solo queda acudir al tribunal europeo. Pero la mayoría de juristas consultados no cree que esta vez haya muchas posibilidades de éxito. En cambio, sí ven más opciones a otras cuestiones pendientes en la Corte de Luxemburgo como las hipotecas referenciadas al IRPH, que podrían derivar en un buen golpe a los bancos, unos 2.200 millones.

Los jóvenes cargan con un futuro injusto (País)

Existe una fractura. Atravesamos tiempos de inequidad. En los salarios, en la riqueza, en el mercado laboral, en la educación, en el hogar; en la existencia. Una desigualdad que hiende dos generaciones. Los jóvenes frente a los mayores. Diríase que el pacto generacional, que durante décadas conectó a ambos grupos, está entretejido hoy por hilos de seda. Los jóvenes, y sus bajos salarios, están haciendo un esfuerzo inmenso por sostener a 8,7 millones de pensionistas que cobran 9,6 millones de pensiones. Esta es la tarea que 4,7 millones de chicos y chicas de hasta 34 años repiten día tras día desde antes de la Gran Recesión.

El arma secreta para exportar más y mejor (País)

Durante la Edad Media, la pequeña isla veneciana de Murano montó un monopolio sobre el negocio del vidrio que se basaba en una celosa protección de la información. El caso está considerado uno de los primeros ejemplos del uso de la llamada inteligencia económica o competitiva, una poderosa herramienta para superar a los rivales en el mercado que erróneamente suele relacionarse con actividades ilegales o con románticas ideas de espionaje. El observatorio Mesias, al servicio de España Global (antigua Marca España) acaba de publicar un informe alertando de que España tiene un problema por ese flanco. Y, dice, es muy importante. Solo un puñado de grandes empresas tienen departamentos específicos para recoger e interpretar la información clave para su negocio. La mayoría de las pymes no poseen ni los recursos ni ven la utilidad.

Redoble de presión sindical a las compañías (País)

Los representantes sindicales de Alcoa han puesto de actualidad los comités de empresa europeos, unos órganos de información y consulta de los trabajadores de las compañías transnacionales auspiciado por la Comisión Europea para que las plantillas conozcan, por boca de la dirección, la marcha de la compañía y cualquier decisión que pueda afectarles.  La frecuencia en la constitución de estos comités transnacionales está aumentando, según David Díaz, socio responsable del área laboral de Baker & Mckenzie, y ello se debe a que las centrales sindicales son conscientes de que las decisiones que se toman en un país afectan a muchos más y están presionando para crearlos.

«Los datos son abrumadores. Subir el salario mínimo no daña al empleo» (País)

Joseph Stiglitz parece disfrutar desmontando verdades que otros colegas consideran indiscutibles. Este Nobel de Economía de 75 años, exasesor de Bill Clinton y José Luis Rodríguez Zapatero y ex economista jefe del Banco Mundial, ejerce hoy como profesor en Columbia y polemista habitual. Ataca con igual fiereza el auge de líderes populistas, el aumento de la desigualdad o la gestión europea de la crisis. Pero, sobre todo, ha encontrado su archienemigo en Donald Trump, al que acusa no solo de una política fiscal desastrosa y de impulsar una guerra comercial de consecuencias imprevisibles, sino de atacar «los ideales americanos de libertad, democracia y justicia para todos».

Europa conmina a Ryanair a aplicar el derecho laboral local a toda su plantilla (Correo, Diario Vasco)

El ‘Goliath’ del transporte aéreo ‘low cost’, Ryanair, ya ha empezado a perder algunas de sus casi innumerables batallas con el ‘David’ sindical, pero se resiste a dar su brazo a torcer de forma general. El grupo dirigido por el controvertido Michael O’Leary insiste en imponer la legislación irlandesa, país donde tiene su sede la matriz, como norma por más que la Comisión Europea (CE) y varios Estados de la UE le hayan conminado ya a lo contrario. Se apoyan al respecto en la normativa laboral europea y en las últimas sentencias del Tribunal de Justicia de la Unión (TJUE). En ellas la curia comunitaria respalda el criterio de la CE de que en aquellos países donde opera debe someterse a las reglas nacionales de sus mercados de trabajo respectivos.

El 82% de los españoles prevé otra crisis antes de cinco años (País)

La Gran Recesión que sacudió el mundo hace 10 años ha dejado una enorme huella en España. Así lo refleja una encuesta llevada a cabo por la consultora 40dB. para El País. De hecho, el 84,4% de los españoles considera que aún sufre la crisis, a pesar de que las cifras macroeconómicas muestran que España comienza ya a salir del agujero. Un porcentaje parecido, casi un 82%, cree, además, que antes de cinco años el país sufrirá una nueva recesión. Más del 90% de los consultados responsabiliza a la banca (sin distinguir entre banca internacional, banca nacional y cajas de ahorros) y a la clase política de la crisis, que ha dejado un enorme lastre en términos de insatisfacción hacia la democracia y las élites económicas. La crisis, afirman, ha perjudicado más a los que menos tienen y a los menores de 65 años.

Urkullu pide «no diluir, legitimar ni excluir» al abordar el terrorismo (Correo, Diario Vasco, Deia, Noticias de Gipuzkoa, El Mundo)

El discurso del lehendakari ha sido siempre una de las características del Día de la Memoria. En sus ya nueve ediciones, las palabras del jefe del Ejecutivo vasco han ido en clave de autocrítica y apuesta por la unidad. Pero también de exigencia. Ayer, Iñigo Urkullu fue el encargado de poner el broche final al homenaje en el Palacio Miramar. «Hay tres criterios éticos que pueden unirnos: no diluir, no legitimar, no excluir», enumeró. Rechazó en este sentido, y en plena polémica por las críticas a la unidad didáctica sobre ETA que su Gobierno llevará a los institutos, la «compensación o minimización de cualquier forma de terrorismo o violencia».